NO SE RECOMIENDA: El Muslo no se apoya en la articulación de la rodilla. Las fuerzas resultantes en la articulación de la cadera pueden contribuir a la displasia de cadera. MEJOR POSICIÓN: Muslo con el apoyo en la articulación de la rodilla. Las fuerzas en la articulación de la cadera son mínimas porque las piernas se extienden con apoyo, y la cadera está en una posición más estable.

NO SE RECOMIENDA: Portabebés en los que la fuerza de las piernas del bebé permanecen juntas pueden contribuir a la displasia de cadera. RECOMENDADO: Los Portabebés deben dejar apoyar los muslo y permitir que las piernas se extiendan manteniendo la articulación en una posición estable. Bebé sentado.

 

fuente: RED canguro. wordpress

Anuncios