La properdina (Pn), una proteína producida de forma natural por el cuerpo, representa un papel importante en determinadas reacciones inmunitarias, como la eliminación de patógenos mediante los fagocitos. Investigadores británicos han producido una versión artificial de la properdina, que combate con éxito la neumonía y la meningitis bacterianas en ratones. El estudio se presentó en la revista PNAS.

La versión artificial de la properdina, creada por investigadores de la Universidad de Leicester, era 100 veces más eficaz en la lucha contra infecciones por Streptococcus pneumoniae y Neisseria meningitidis en ensayos con animales que la variante natural. Inyecciones de Pn artificial destruyeron bacterias en los ratones y en muestras de sangre humanas, matando de este modo un gran número de meningococos. Se observó también un segundo efecto: la properdina neutralizaba de manera eficaz las toxinas que liberan las bacterias cuando son destruidas.

«Temíamos que la liberación de desechos meningocócicos en el torrente circulatorio como consecuencia de este tratamiento tendría unos efectos letales», afirmó el autor principal del estudio Wilhelm Schwaeble. «Sin embargo, el hecho de que los ratones tratados parecieran sanos tras la infección indica que la Pn tiene también una efecto neutralizante sobre los desechos potencialmente tóxicos que liberan las bacterias».

En una fase posterior, los investigadores pretenden realizar investigaciones en otras cepas bacterianas para determinar qué infecciones se pueden tratar con mayor eficacia con esta proteína. En un plazo máximo de cinco años, se realizarán posiblemente ensayos con humanos.

Anuncios